La fuerza es una capacidad física presente en la mayoría de actividades tanto deportivas como cotidianas, haciendo que tenga un gran abanico de objetivos y formas de trabajo. Desde el entrenamiento personal podemos entrenar enfocando el trabajo según:

  • Objetivos preventivos: disminución de lesiones (vida cotidiana y deportiva), compensaciones musculares, mantenimiento y mejora de las condiciones del aparato locomotor (mejoras posturales), etc.
  • Objetivos de rehabilitación: aceleración del proceso de rehabilitación de lesiones.
  • Objetivos de rendimiento: aumento de la fuerza como base para el rendimiento en cualquier modalidad deportiva, ganancia de potencia, compensación de grupos musculares, etc.
  • Objetivos estéticos: aumento de masa muscular y/o disminución de grasa corporal.

En todo caso, los métodos de Electroestimulación Muscular y Entrenamiento Funcional son los más indicados para lograr los objetivos anteriormente descritos en el trabajo de fuerza, junto a una buena planificación de tu Entrenador Personal.

El trabajo de fuerza no tiene que ser aburrido. Nuestra metodología WIN de trabajo de fuerza combinada con el ejercicio HIIT hace que las sesiones sean divertidas y te mantengas motivado en todo momento consiguiendo tus objetivos de forma eficiente.

Lluc Gassol, Entrenador Personal en WIN Fitness.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>